Todo lo que debes saber sobre el seguro de vida

¿Cuánto sabes realmente sobre los seguros de vida? Es posible que ya te hayan sugerido que contrates uno, o que si estás mirando hipotecas te hayan hablado de ellos o que te estés planteando contratar uno por tener protegida a tu familia en caso de que suceda un accidente o imprevisto. Sea como sea, te […]

¿Cuánto sabes realmente sobre los seguros de vida? Es posible que ya te hayan sugerido que contrates uno, o que si estás mirando hipotecas te hayan hablado de ellos o que te estés planteando contratar uno por tener protegida a tu familia en caso de que suceda un accidente o imprevisto. Sea como sea, te contamos todo lo que debes saber sobre este producto para que puedas tomar por ti mismo la decisión que más te convenga.

Estar informado sobre los precios, tipos y características clave a la hora de poder valorar y contratar un seguro de vida que sea idóneo para ti. Por ello, vamos a hacer un repaso amplio pero tratando puntos concretos que te pueden ayudar a entender mejor qué es, qué te ofrece y para qué te puede servir realmente.

¿Qué es y para qué sirve?

Un seguro de vida es un tipo de contrato en el que el asegurador se obliga a pagar una prima en caso de muerte del asegurado durante un periodo de tiempo determinado. De esta forma, tendría como objetivo la protección económica de tu familia en caso de fallecimiento prematuro, percibiendo estos una cantidad de dinero en el plazo de tiempo acordado.

¿Es obligatorio?

Dicho esto, si te estás planteando contratarlo porque te lo han comentado desde tu entidad bancaria o financiera para poder solicitar un préstamo o hipoteca, es importante que sepas que no es obligatorio contratarlo. Es más, la ley de crédito hipotecario no permite imponer la contratación de ningún producto vinculado a un préstamo. Por ello, es común que te encuentres en los simuladores de hipoteca dos modelos de letra, una con productos vinculados y otra sin ellos.

Coberturas y tipos de seguro

Pero ¿puede ser interesante contratarlo? Es una cuestión muy personal, sin duda, pero es importante conocer que hay diferentes coberturas dentro de este seguro que pueden resultarte interesantes. Por ejemplo, cuando se habla de este tipo de producto todos nos vamos directamente a las coberturas en caso de fallecimiento, pero es fundamental que sepas que también hay coberturas para invalidez absoluta y permanente, invalidez profesional, doble capital en caso de accidente y triple capital en caso de accidente de circulación.

Si te interesa alguna de esas posibles coberturas, te mostramos cuáles son los diferentes modelos de contratos que puedes encontrar en tu aseguradora y cuáles son sus características principales:

Seguro de Vida Riesgo: en caso de fallecimiento se protege a los beneficiarios del seguro. Dentro de esta categoría hay dos subcategorías distintas.

  • Vida temporal: tal y como su nombre indica, éste es contratado solo durante un tiempo determinado, es decir, es un contrato temporal que tiene una fecha de inicio y de final. Un ejemplo sencillo, las personas que lo contratan solo durante el tiempo de vigencia del préstamo hipotecario.
  • Vida entera: en esta ocasión, el asegurado ha firmado un contrato en el que la aseguradora le cubre durante toda su vida, lo que implica que el día en el que fallezca, sus beneficiarios recibirán una indemnización económica.

Seguro de vida ahorro: en este caso, está destinado a cobrarlo en vida. Es decir, este tipo de contrato tiene una duración determinada y la misma persona que lo contrata será quien perciba la cuantía económica una vez que haya vencido el seguro.

Seguro de vida mixtos: es la combinación de un seguro de ahorro y un seguro de riesgo, por lo que el asegurado puede percibir él mismo el dinero si no fallece antes de que se termine el contrato, o percibirá el dinero sus beneficiarios si muere antes de una fecha concreta.

5
5.00 - 1 Voto
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar