Qué es el trading: Beneficios y riesgos

Todos hemos oído historias fabulosas de sueños cumplidos a través del trading. La posibilidad de ganar un buen dinero sin horarios, sin jefes y desde el lugar donde queramos a todos nos gusta y lo podemos ver como un gran objetivo vital. También es cierto que vas a encontrar lo contrario, es decir, personas que […]

Todos hemos oído historias fabulosas de sueños cumplidos a través del trading. La posibilidad de ganar un buen dinero sin horarios, sin jefes y desde el lugar donde queramos a todos nos gusta y lo podemos ver como un gran objetivo vital.

También es cierto que vas a encontrar lo contrario, es decir, personas que han sufrido graves pérdidas, incluso, llegando a perder todo su capital inicial. Esto ha hecho que la sensación al escuchar hablar a esas personas sea la contraria, sea pensar que no funciona o que directamente es una especie de “fraude”.

Dicen que la virtud siempre está en un término medio y en este caso, más que nunca, porque la verdad es que dentro del trading hay historias de todo tipo y buenas, con gente que se han formado y que han sabido meterse y mantenerse. Todo esto asumiendo un porcentaje de riesgo, pero calculado.

Qué es el trading

El trading es comprar y vender activos financieros, como pueden ser acciones, empresas, divisas (las criptodivisas están muy de moda) o materias primas además de muchas más cosas.

En el trading se busca rentabilidad a corto plazo, se busca comprar para luego vender a un precio más alto. Dicho así, parece fácil, y lo cierto es que lo es, pero es necesario un buen conocimiento del mercado y una buena estrategia, ya que estamos hablando de activos muy volátiles.

Esa es quizá la clave del porqué a mucha gente le parece algo así como “dinero fácil”, porque las ganancias pueden tardar muy poco en llegar. Pero lo cierto es que también hay muchas posibilidades de lo contrario, que el dinero se vaya también muy rápido.

Beneficios del trading

Tenemos el control

Tener el control de todas las operaciones hace que seamos mejores estrategas con el paso del tiempo. Vamos a aprender de nuestros errores y de nuestros aciertos y eso siempre será bueno de cara al futuro.

El horario

El horario lo pones siempre tú. Aunque eso no debe hacerte pensar que tienes mucho tiempo durante el día para hacer las cosas. Al fin y al cabo, el trading es un trabajo que merece tiempo y aunque no haya nadie para supervisar, debemos tenerlo en cuenta.

Con el tiempo se hace todo más sencillo

A medida que vas mejorando tu conocimiento y tu experiencia, te conviertes en un mejor “trader”, conoces mejor el mercado y llegas a vislumbrar hacia dónde se dirige. Eso hace que la rentabilidad que consigues cada vez sea mayor.

Riesgos del trading

Control emocional

Conviene recordar que no estamos hablando de un juego, vamos a poner en riesgo capital económico y ello supone una responsabilidad. El control de las emociones y cómo las gestionamos es clave para operar. Esto no es para todo el mundo, un buen “trader” tiene que tener un buen dominio emocional.

No hay salario

No vas a encontrar un salario fijo al empezar, y eso puede crear muchas dificultades, tanto emocionales como (obviamente) de índole económico. Debemos saber hasta cuánto podemos arriesgar y hasta cuándo.

5
5.00 - 1 Voto

También te puede interesar