Escrito por Tendenzias

Prejubilaciones

Veo la noticia sobre las prejubilaciones en Bankia, concretamente 3.000 trabajadores se tendrán que ir a la calle a cambio de indemnizaciones. La mitad de empleados se irán antes del 1 de abril. Al leer la información, me he acordado de las intenciones del Gobierno que quería que con la Reforma laboral no hubiera más prejubilaciones. Pero por lo que vemos no va  a ser así, más bien todo lo contrario.

jubilado

Además, revisando artículos, me he encontrado que el ahora presidente de Caja Madrid, y en el futuro seguramente será uno de los líderes de Bankia, apostaba hace un año por  eliminar las prejubilaciones en España. Rato decía, por entonces que “utilizan al sistema público de pensiones para ajustar el mercado laboral” o “no tiene sentido que el erario público subvencione las prejubilaciones“. Además, pedía que se penalizara tanto a los trabajadores como a la empresa cuando se produzca una jubilación temprana.

Pues parece que ahora ha cambiado de opinión ¿no? En realidad, las circunstancias de una crisis está claro que al final sólo las pagamos los trabajadores de a pie. No obstante, muchos ven a los prejubilados como a unos afortunados, mientras que a otros no les convence la idea de prejubilarse.

¿Qué es una prejubilación?

Antes que nada aclarar que una prejubilación que realiza una empresa nada tiene que ver con la jubilación anticipada. La prejubilación no existe como concepto jurídico en la legislación española ni entre las prestaciones de la Seguridad Social y, sin embargo, es una práctica habitual. La prejubilación es una forma que las empresas se han inventado para despedir a sus trabajadores para ahorrar costes y rejuvenecer las plantillas. Y lo más importante: las empresas no pagan el total de esas prejubilaciones.

jubilación

¿Quién paga las prejubilaciones?

Parte de las prejubilaciones las pagamos todos los españoles con nuestros impuestos. Las empresas pagan una parte, pero otra la pagamos los españoles, ya que el Estado cofinancia la prejubilación por prestaciones. Precisamente, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, abogaba porque se financiaran al margen de la Seguridad Social y se hiciera por tro tipo de “herramientas”.

El proceso suele ser el mismo. Se tira de manual. Un Expediente de Regulación de Empleo (ERE), que se aprueba por la autoridad laboral, y se acaba la vinculación laboral de los trabajadores. Durante más o menos un año y medio la Seguridad Social se le abonará al prejubilado por una prestación por desempleo (lo que pagamos). Mientras que la empresa paga el resto hasta alcanzar más o menos el 95% del sueldo neto. Pasado el plazo en que se extingue el periodo de percepción del subsidio, la empresa paga el 100% de su ex-empleado hasta que llega a la edad de jubilación.

Es decir, las empresas despiden a gente, la mandan a su casa para cuadrar las cuentas, valga el ejemplo de los bancos ahora, y encima los españoles somos los que pagamos, durante un tiempo, esas llamadas prejubilaciones.

Imágenes: Google

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos