Inflación económica: qué es, causas y tipos de inflación

El impacto en el tejido económico que ha traído consigo la llegada de la pandemia a nuestro país ha forzado el cierre de incontables negocios, dejando así a miles de familias sin una fuente de ingresos fiable con la que mantener su calidad de vida. Ahora que la situación parece estar mejorando poco a poco, […]

El impacto en el tejido económico que ha traído consigo la llegada de la pandemia a nuestro país ha forzado el cierre de incontables negocios, dejando así a miles de familias sin una fuente de ingresos fiable con la que mantener su calidad de vida. Ahora que la situación parece estar mejorando poco a poco, debemos prepararnos para las futuras amenazas que puede afrontar nuestra economía, con el fin de evitarlas o de mitigar todo lo posible los daños que vayan a causar una vez se vuelvan realidad. Entre estas amenazas que hemos citado encontramos la inflación.

A continuación procederemos a explicarte todos los detalles acerca del fenómeno de la inflación, en qué consiste y los diferentes tipos de inflación que pueden desarrollarse en la economía de una nación.

Pero, ¿qué es la inflación?

Tal y como define la Economipedia, portal web dedicado a la divulgación del conocimiento económico y financiero, la inflación es «el aumento generalizado en los precios de los bienes y servicios de una economía durante un periodo de tiempo«. Se trata de un fenómeno necesario para el desarrollo que se da lugar en todos los países, y con el que se consigue combatir la aparición de espirales deflacionistas que conduzcan a una ralentización del consumo y del crecimiento económico. De hecho, uno de los principales objetivos que se plantea el Banco Central Europeo es la estabilidad de los precios, manteniendo para ello un 2% de inflación anual.

Sin embargo, cuando los niveles de inflación sobrepasan lo establecido por los bancos, los salarios no consiguen compensar los gastos a los que tienen que hacer frente las familias, dando lugar así a una pérdida en el poder adquisitivo. Bajo esta situación, el valor de nuestros ahorros y la rentabilidad de las inversiones disminuye drásticamente.

Si bien este tipo de problemas suelen tener un origen complejo y difícil de explicar, podemos hablar de cuatro sucesos diferentes que pueden dar lugar a niveles peligrosos de inflación:

¿Cuáles son las causas detrás de la inflación?

  • Aumento de la demanda: en el momento en el que existe más demanda que oferta de un producto, su precio tiende a subir. Estas situaciones suelen corregirse con el tiempo.
  • Aumento de los costes: esto puede aplicarse tanto a la materia prima como a la mano de obra, o bien a los propios impuestos.
  • Expectativas de inflación: cuando los productores esperan a que se inflen los precios, estos deciden adelantarse y subir sus precios.
  • Aumento de la base monetaria: si aumenta la cantidad de dinero en circulación, aumentará también la demanda de productos en general, lo que a su vez provocará una subida en los precios.

Estos son los diferentes tipos de inflación

En este apartado cubriremos los diferentes tipos de inflación según el porcentaje de aumento de los precios:

  • Deflación: podría definirse como lo contrario a la inflación. Un concepto que ya introdujimos en apartados anteriores, la deflación implica una disminución de los precios y, por consiguiente, un estancamiento en el desarrollo de la economía.
  • Inflación moderada: incremento lento de los precios que permite el desarrollo económico. Bajo esta situación, las personas se ven lo suficientemente confiadas como para firmar contratos a largo plazo con su dinero, ya que piensan que los precios no subirán mucho en comparación con su valor actual.
  • Inflación galopante: estas tasas de inflación se caracterizan por alcanzar los dos e incluso los tres dígitos en tan solo un año. Esto hace que el dinero pierda rápidamente su valor, obligando a las personas a mantener la cantidad suficiente que les permita vivir con lo indispensable para sustentarse a ellos mismos y a sus familias.
  • Hiperinflación: niveles anormales de inflación caracterizados por aumentos mensuales del 50% que se dan lugar bajo severas crisis económicas. El dinero pierde prácticamente todo su valor, diezmando considerablemente el poder adquisitivo de las familias, obligando a las personas a gastar su dinero lo antes posible para poder hacerse con todos los bienes que necesiten, antes de que el aumento de precios lo impida. La causa detrás de estas cifras de inflación suelen deberse a la carencia de un sistema de regulación de ingresos y egresos del Estado, o bien por la financiación de los gastos de gobiernos con dinero inorgánico sin controlar.

La inflación ha sido la causa detrás de graves crisis económicas del pasado y que, a día de hoy, siguen afectando a algunas naciones. Conocer el origen detrás de la problemática que puede obstaculizar el desarrollo económico de nuestro país resultará fundamental a la hora de llevar a cabo una mejor gestión de nuestros fondos. Recuerda que, en caso de que necesites más información sobre los fundamentos de la economía o sobre cualquier tecnicismo relacionado con estos, puedes hacer consultas en portales online especializados en economía y finanzas en las que encontrarás todo lo que necesitas.

5
5.00 - 1 Voto
Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar