ANUNCIO DE CABECERA
Escrito por

DAFO: Análisis económico

La crisis golpea con fuerza, ninguna de las medidas tomadas por el gobierno apuntan a ayudas directas y reales para reactivar la producción y solucionar la falta de financiamiento que sufren las empresar.

Es recomendable entonces, acudir a la teoría económica con el objeto de optimizar nuestro negocio e intentar, por medio del análisis, salir a flote aprovechando las oportunidades inherentes a toda crisis.

DAFO, acrónimo formado por las iniciales Debilidades, Amenazas, Fortalezas, Oportunidades.

El análisis pretende establecer un diagnóstico de la situación en la que está la empresa. Normalmente se aplica a la gestión de la empresa y recoge datos externos e internos.

En el primer caso la empresa debe saber distinguir las amenazas y aprovechar las oportunidades que estas puedan presentar para anticiparse a sus competidores y a una situación adversa.

En este aspecto la flexibilidad y capacidad de adaptación son muy importantes para definir concretamente y de forma realista como van a acometer las acciones para enfrentarse al mercado y a sus competidores.

Respecto al análisis interno de las fortalezas y debilidades de la empresa hay que tener en cuenta hechos objetivos o reales: recursos, capacidades, producción, marketing, financiación, organización y gestión.

Para poner en práctica este análisis de forma eficaz debemos realizarnos una serie de preguntas:

Debilidades: Factores que reducen las ventas, ¿qué se considera en el mercado una debilidad? ¿qué se puede optimizar en la empresa?

Amenazas: Problemas a los que nos enfrentamos, lo que ofrece la competencia, problemas de liquidez, financiamiento, producción, personal.

Fortalezas: ¿Qué hacemos mejor que la competencia? ¿qué puntos positivos perciben nuestros clientes? ¿podemos acceder a recursos de forma eficaz y económica?

Oportunidades: Buenas oportunidades a las que se enfrenta la empresa, tendencias del mercado, cambios tecnológicos necesarios, cambios legales, patrones sociales y/o estilos de vida. Situación económica del país y el mercado.

Con este estudio de elementos que obtengamos del análisis podemos hacer un diagnóstico de nuestra empresa y elaborar un proyecto de futuro. Es importante definir un plazo temporal con objetivos.

Para que el análisis sea válido y nuestro proyecto empresarial pueda continuar adelante y crecer será necesario que el resultado del DAFO nos de la totalidad de variables negativas a las que enfrentarnos (debilidades y amenazas) y el mayor número posible de aspectos positivos con los que contamos (fortalezas y oportunidades).

loadInifniteAdd(44636);

De esta manera tendremos elementos para definir una estrategia con la que hacer funcionar una empresa teniendo muy presente el entorno competitivo y la coyuntura del país en el que se debe mover nuestro negocio.