ANUNCIO DE CABECERA
Escrito por

Autoempleo

La crisis, la ausencia de productividad, la economía en su conjunto ha cambiado. ¿Qué hacer cuando se descubre que los empleos fijos de 14 pagas y con jubilación tras 30 años de servicio han desaparecido?

Lo primero, no desesperarse y recordar que toda crisis trae oportunidades debajo del brazo, los empleos propios, el auto emprendimiento, los trabajos freelance , nacen para proporcionar, al que se atreva a intentarlo, un nuevo mundo de productividad eficiente e ingresos suficientes para vivir.

La clave es optar por una actividad que ejerza una doble función, por un lado que nos apasione lo suficiente como para poner lo mejor de nosotros mismos y por otro lado que esa pasión nos sirva de ”sanador” , no solo de nuestra economía , sino también de nuestra mente.

La variedad de actividades que este tipo de trabajos requiere supone altas dosis de cansancio y estrés, dos elementos que en este momento de caos y colapso del mundo que conocimos nos pueden ayudar mucho a sentirnos “vivos y útiles” lo que abrirá nuestra mente a descubrir nuevas opciones.

La constancia, el tiempo, la dedicación y el método harán que podamos obtener buenos ingresos lo que nos aportará una sensación de libertad financiera muy importante en momentos como el actual.

Otro de los aspectos del emprendimiento y el autoempleo que puede resultar del todo beneficioso es la libertad horaria, organizar nuestros tiempos de trabajo es responsabilidad nuestra y si se realiza a conciencia puede además, dar la opción de pasas más tiempo con nuestras familias y seres queridos.

Estamos en crisis, algo hay que hacer y de alguna forma hay que salir. Si somos constantes y no tenemos miedo, si no permitimos que la angustia nos paralice, encontraremos la opción de salir adelante haciendo aquello para lo que realmente estemos preparados, aprendiendo nuevas cosas y manejando nuestra agenda.

Merece la pena intentarlo ¿no?